Blog de referencia en el universo zombi. Donde también encontrarás todas las novedades de los géneros literarios (juvenil y adulto).

infectadosblog@gmail.com
English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Opinión de Remanso de paz (Leandro Pinto) Ed. Anroart Narrativa



Título: Remanso de paz
Edición 1
Año 2011
Autor: Leandro Pinto
Editorial: Anroart Narrativa
Páginas: 332


Sinopsis:
El Remanso, la suntuosa finca de la familia Hornos, se yergue orgullosa entre los vastos y fértiles maizales de la comarca. La dinastía, que había iniciado su dominio en la aldea varias generaciones antes, representa el poder y la superioridad social en una comunidad mermada por la ignorancia y la tiranía de los patrones.
Uno de los vástagos de la familia, Tomás Hornos, comienza a ser devorado por un monstruo de insaciable codicia y ambición, una bestia nefanda que va incrementando su poder a medida que aumentan la lucidez y las ansias artísticas del muchacho, al tiempo que, entre profundas dudas existenciales, éste deja atrás una adolescencia marcada por relaciones fraternales llenas de ambigüedades, envidias y sentimientos insanos. Su objetivo, ahora, es apropiarse de la herencia paterna, y las acciones que emprenda para lograr su cometido no conocerán límites. Tan atormentado y solitario como astuto y perverso, el menor de los Hornos es la mala semilla en una familia en la que todos esconden secretos tortuosos e inconfesables pecados.
Una historia de ambición, violencia, incesto, fratricidio y muerte. El drama familiar de una dinastía condenada desde su misma fundación.
 
Cuando conocí a Leandro Pinto hace poco más de un mes, me llamó la atención el carisma y la fuerza que derrochaba siendo tan joven (apenas supera en 3 años a mi hijo). Sabía desde entonces que eso, inevitablemente, tendría que ser trasladado a su obra: Remanso de paz, Orlando Brown o la inminente publicación de Infernalis debitum. Y no me equivoqué, leer Remanso de paz ha supuesto para mí el descubrir una gran obra literaria y un autor impresionante.
La historia se desarrolla en una comarca americana, sin decir en ningún momento el lugar exacto. Los personajes tienen nombres castellanos, por lo que se puede deducir que el lugar puede ser Luisiana, Arkansas, Oklahoma, Kansas, Nebraska, Dakota del Sur, Dakota del Norte, Wyoming, Montana, Idaho, Minnesota, regiones pobladas por los españoles hasta principios del siglo XlX, y cuando empezó a desarrollarse la gran revolución agrícola e industrial. El autor empieza la historia, narrada en tercera persona, contando las vicisitudes de Félix Hornos, un joven que trabaja para una hacienda de uno de aquellos colonos que se hicieron con tierras indias.
A medida que avanzamos en la lectura podemos ir analizando el cambio de generaciones y la prosperidad que se ve culminada en ese Remanso tan deseado. Leandro Pinto utiliza una narración en tercera persona, y apenas recurre a los diálogos hasta llegar al personaje principal que acapara casi toda la atención del lector debido a lo interesante de su personalidad. El que no haya muchos diálogos no hace para nada pesada la lectura, ya que el autor nos deleita con una prosa y ambiente envolventes (todo eso sin entrar demasiado en descripciones) .  Cuando aparece en escena Tomás Hornos, la novela toma un notable cariz de misterio y thriller. El ambiente se vuelve agobiante e incluso vemos una inevitable degradación de todos los personajes que se ven arrastrados por esa mala semilla llamada Tomás Hornos. Las partes narradas en primera persona, que son pensamientos de los propios personajes, son totalmente acertadas. Es aquí, y en gran parte de la lectura, donde vemos la especial habilidad que tiene Leandro Pinto para escrutar el alma humana, para demostrar las grandes dotes de observación que posee y esa forma tan magistral de relatarlas.  La calidad de la lectura queda manifiesta en todo momento: este joven autor posee no solo las actitudes necesarias para convertirse en uno de los grandes de la literatura, sino que además demuestra una gran inteligencia y sensibilidad. A Leandro Pinto no le ha hecho falta utilizar "ornamentos" ni "reclamos comerciales" para decorar su obra, ha escrito sobre lo que le ha apetecido sin dejarse llevar por tendencias. Su obra se asemeja a lecturas tales como Lo que el viento se llevó o Cumbres borrascosas, en las que impera el alma de los personajes y sus situaciones personales marcadas por una época; también me ha parecido apreciar, por momentos, esos tintes que desprende en sus obras Rodrigo Fresán.
Remanso de Paz es una gran obra. Una metáfora muy acertada de los deseos y sueños de cada uno, en este caso, simbolizado por una hacienda que prospera a los ojos de sus propietarios. El bicho que puede acabar con esa próspera cosecha no se encuentra precisamente en esos campos de maíz, sino dentro de las vidas de los personajes. Un bicho que arrastrará a la más triste de las situaciones a ese sueño logrado generación tras generación.  Y es que, tal como indica su título, cada uno busca e interpreta a su manera su propio bienestar y tranquilidad, a veces compartiendo ese sueño, otras, eliminando cualquier obstáculo que  deje gozar de ese momento. El retrato de la sociedad en la que se relata la historia está muy presente y logrado en toda la obra.  El final de la novela: magistral.
Valoración personal
Brillante, desgarradora y cautivadora, esos son los adjetivos para esta obra maestra escrita por Leandro Pinto.  A sus pies, monstruito.
Página del autor y su obra AQUÍ
 Infectada-X

8 comentarios:

  1. Genial reseña, Macu. Creo que la obra lo vale y mucho. Estupendo análisis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es increíble la forma de escribir de este niño. Muchas gracias, Rayco!!

      Eliminar
  2. Interesante. La verdad es que dan ganas de leer la novela y alejarse un poco de lo habitual. ¡Saludos a los infectados¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te la recomiendo 100 por cien, Insidus. Es buenísima!! Gracias por pasar por nuestra infectada casa :)

      Eliminar
  3. Parece interesante y diferente a lo que suelo leer, todo un descubrimiento, no sólo la novela, sino el autor en general y la editorial... Me pasare por la página del autor. Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te va encantar, Uriska. Además tiene muchísimas citas de las que tú siempre rescatas en tus geniales reseñas. Muchos besos!!

      Eliminar
  4. ¡Una pandemia! ¡Qué pasada! Brillante análisis, monstruita. He descubierto y redescubierto partes de mi propia obra que, hasta ahora, aparecían algo veladas. Nada como una mente analítica y sagaz como la tuya para descubrirlas. Las comparaciones con gigantes obras del XIX como "Lo que el viento se llevó" o "Cumbres borrascosas" me empujan a sonrojarme inevitablemente, y a inflarme de orgullo, claro. Gracias de todo corazón por esta magnífica reseña, y ya sabes que soy yo el que yace a tus pies, como un cautivo a merced de su vampira favorita, jaja. ¡Besos y pandemias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, Leandro. Ha sido una experiencia genial leer tu talento y tu novela. Ahora a por Orlando Brown y deseando ver esa nueva publicación. Besos y feliz pandemia ajjaja!!!

      Eliminar

GRACIAS POR COMENTAR Y EXPANDIR EL VIRUS