Blog de referencia en el universo zombi. Donde también encontrarás todas las novedades de los géneros literarios (juvenil y adulto).

infectadosblog@gmail.com
English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Opinión de "La tierra estuvo enferma" (Laura López Alfranca) Nowevolution


El juramento que NeoPangea obliga a los niños a recitar al recibir sus compañeros alienígenas, marcará para siempre sus vidas. Obligados a vivir uno a la sombra del otro.
Cuando Samantha  Greenwood, compañera del único ser capaz de evitar la extinción de toda una raza alienígena, debe enfrentarse a su vacío, el mundo que ella conocía comienza a derrumbarse al enfrentarse a sí misma. Revueltas, muertes en masa, traiciones… y a lo único que puede y ansía aferrarse, es aquello que la naturaleza y la sociedad le prohíbe siquiera soñar.
Título: La tierra estuvo enferma

Autora: Laura López Alfranca

Editorial: Nowevolution

Páginas: 180 




La tierra estuvo enferma es la segunda novela de la joven escritora nacida en Madrid, Laura López Alfranca, después de La otra cara del espejo, una historia de terror.
En esta nueva novela, la autora cambia de registro y ha escrito una novela juvenil-romántica con un toque de ciencia ficción.
La historia comienza en Neopangea, cuando a Samantha, una niña que acaba de cumplir cinco años le toca recibir un compañero alienígena, de la raza cuitl, ya que a todos los niños deben tener un amigo alienígena, para  convivir el uno con el otro y aprender entre ellos.
A Samantha le corresponde un cuitl que es algo más pequeño que los demás miembros de su raza, lo que lleva a los demás niños a meterse con Teputlatcan  (su nuevo compañero alienígena), que tiene los rasgos bastantes parecidos a los de un hurón. A partir de ese momento se inicia una relación entre ellos, que aunque empieza con muchas dificultades por culpa de la gente que se burla de ellos,  se va forjando una amistad muy fuerte  a prueba de los comentarios por parte de todo el mundo, que lo único que logra es fortalecer más esa gran amistad que derrocha una complicidad enorme.
Los dos amigos se van dando cuenta  de que van sintiendo cosas el uno por el otro, pero por temor a el rechazo de la gente, se ven obligados a ocultar sus sentimientos.  Es en ese momento cuando Samantha conoce a un chico llamado Paul, y empieza a tener una relación con él, surgiendo más que una gran amistad.

"La Tierra estuvo enferma, de los cielos vinieron los cuitls a salvarnos. Un humano por cada alienígena; dos seres con un único propósito: sobrevivir."

Un día Tepu, cuando está almorzando, nota cómo la comida que él suele tomar todos los días empieza a tener un sabor raro. Investigando este hecho, descubre, con consternación, que están muriendo muchos cuitls  debido a la comida en mal estado, resultando que está envenenada.
A partir de estos sucesos, estalla en Neopangea duros enfrentamientos entre humanos, cuitls y otra raza alienígena que desea la destrucción de los cuitls.
La historia empieza con un ritmo en la narración pausado, donde vamos viendo la relación que llegan a tener los dos protagonistas, Samantha y Tepu, que sin dejar de ser la típica historia romántica, la autora le da un giro bastante interesante, al ser los dos personajes de dos razas diferentes: ella es humana y él es un alienígena en un mundo donde está prohibido y mal visto una relación de este tipo; todo esto con un trasfondo con elementos de ciencia ficción, muy bien mezclado por parte de la escritora.
Valoración personal:
La tierra estuvo enferma es  una novela juvenil y romántica, aderezada con ciencia ficción, y que nos cuenta una historia donde lo más importante no es lo que dirán los demás, sino los propios sentimientos que podemos sentir hacia  otra persona. El libro es perfecto para pasar un rato muy agradable,  contado de una manera sencilla y muy amena. Cumple de sobras con su cometido, que es entretener al lector. El único pero que le pondría a la historia, es la longitud del libro, para mi gusto. Le faltan más páginas, porque la parte romántica está muy bien escrita y desarrollada, pero   la parte de ciencia ficción debería estar más trabajada, ya que en algún momento de la trama han pasado unos años y casi no te has dado cuenta de esos saltos a los que la autora podría haberle sacado más provecho. Por lo demás,  es una historia muy buena y que tiene un buen  mensaje entre líneas.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

GRACIAS POR COMENTAR Y EXPANDIR EL VIRUS